La gestación subrogada en "El punto de mira" de cuatro TV: El bullying ya está aquí

Hemos sido testigos estupefactos de como la búsqueda se audiencia se convierte en el leitmotiv de un programa de investigación. En este caso intentando denigrar a todos los que participan en el proceso de Gestación Subrogada. A nosotros nos entrevistaron y exijimos a cada frase, corrección en los términos, por eso no hay en la conversación un "vientre de alquiler" una "madre subrogada" o una "madre donante". Mucho menos algo que jamás escuchamos decir: "venta de vientre", como quien vendiera un corazón o un riñón. Esto debe ser el motivo de que no hayan encontrado "carnaza" en nuestras conversaciones. Ya explicamos las razones que existen para emplear unos términos adecuados.
 
La intención más allá de conseguir audiencia, es crear opinión negativa hacia esta técnica de reproducción asistida reconocida por la OMS, e incluso por nuestro marco jurídico español aunque no lo permita en nuestro territorio. Esto puede afectar a las partes implicadas siendo mal vistas por la sociedad creando rechazo como ya pasó hace 40 años con los "niños probeta". 
Y aquí está el problema y error del programa. Esa visión denigrante va a afectar a las partes implicadas: gestantes, padres, profesionales, y por último al eslabón más débil de la cadena, los niños. Este programa de la cadena cuatro ha conseguido denigrar su origen y crear rechazo. En un tiempo en que se tiene cuidado escrupuloso a la hora de cuidar y respetar a los menores, el programa ha hecho diana, consiguiendo con su negatividad que el día de mañana en cualquier patio de colegio alguien pueda escuchar: "tus padres te compraron", o cualquier otro comentario despectivo similar. A diario conocemos casos de acoso escolar ("bullying") en los colegios, incluso casos de suicididio por el acoso producido en su entorno.  Este reportaje precisamente está alimentando el odio al diferente, en este caso por su origen. 
Hemos defendido siempre, al igual que muchos profesionales, la conveniencia de revelar el origen a los niños. Aparte de ser su derecho, creemos que es la obligación por parte de sus padres. Este reportaje es un motivo condicionante más, para quienes creen firmemente en ocultar su origen tanto a niños como a su entorno.
Es una pena que una cadena supuestamente progresista fomente este tipo de reportajes que vejan a las familias, gestantes, profesionales y sobre todo a los niños.
Está claro que este reportaje es sensacionalismo en estado puro sin ningún tipo de rigor, buscando la polémica y rechazo a quienes hemos recurrido a esta técnica de reproducción asistida. Muy lejos queda el periodismo de investigación y la información contrastada.

 

Escribir comentario

Comentarios: 0